Tenerife Sur

El gobierno local no ejecuta la orden judicial de demolición

Seis de los 27 adosados construidos en La Escalona tenían que ser demolidos en febrero de 2018 y aún no se ha intervenido en ellos.
J.A. Medina, Vilaflor
9/ene/19 6:34 AM
Edición impresa
El gobierno local no ejecuta la orden judicial de demolición

J.A. Medina, Vilaflor

En 2008, el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 3 declaró ilegal la construcción de 76 chalés pareados en el Camino Real de La Escalona, debido a que el proyecto está fuera de ordenación y edificados sobre suelo rústico potencialmente productivo. En 2016, el Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) obligaba a ejecutar la demolición, que, al no haberse materializado, reiteró en diciembre de 2017. El 5 de febrero pasado expiró el plazo para materializar un derribo parcial de esas edificaciones.

A mediados del pasado septiembre, el Pleno aprobó, por unanimidad de los presentes (no asistió el concejal de CC y primer teniente de alcalde, Luciano Marrero), el proyecto de ejecución forzosa para proceder a la demolición parcial. El presupuesto de elaboración del proyecto, así como del estudio sanitario y la propia demolición parcial, asciende a 643.648 euros, según el documento elaborado por la constructora Promociones Tenarona, S.L., según quedó de manifiesto en la sesión plenaria.

La demolición parcial no realizada aún afectará a parte de la entrada trasera de seis de las 36 viviendas o adosados que están construidos, así como en la destrucción de 22 de los 47 metros cuadrados que ocupa un cuarto en el tercer nivel de los inmuebles afectados, ya que lo autorizado en la zona por las normas subsidiarias vigentes es de 25 metros cuadrados.

El portavoz municipal de Sí se Puede (SsP), José Luis Fumero, se muestra insistente ante el consistorio reclamando el cumplimiento de la sentencia y demandando explicaciones que justifiquen la demora en la que está incurriendo el gobierno municipal.

Se da la circunstancia de que la propiedad de los adosados construidos corresponde a una entidad bancaria, mayoritariamente, por lo que el ayuntamiento, "cumpliendo con el procedimiento establecido", tendrá que proceder a ejecutar la demolición parcial que establece la sentencia "de forma subsidiaria", toda vez que no todos los titulares de los adosados fueron localizados e informados.

José Luis Fumero reprocha a la alcaldesa, Agustina Beltrán, su parsimonia en este asunto que considera como "muy grave", advirtiendo de que las consecuencias para el ayuntamiento y el municipio "pueden ser gravísimas". La causa "no está solo en el coste que tendrá la demolición parcial, sino que se abre otro procedimiento por el que se tendrá que proceder a legalizar la obra y el proyecto", estando pendiente un último aspecto "que no podemos obviar: la responsabilidad patrimonial que reclama el promotor". El 17 de enero de 2006, el Ayuntamiento de Vilaflor concedió licencia de obra a Promociones Tenarona, S.L. para realizar 76 chalés pareados en el Camino Real, en La Escalona.