Última
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Miguel Concepción: Esperaba más del equipo en el derbi leer
JOSÉ CARLOS MARRERO

El Cotarro

25/nov/18 6:36 AM
Edición impresa
El Cotarro

RECORDADO SEMINARIO CÍVICO-MILITAR

Allá por el año 1979 (el año que viene se cumplirán 40 años de aquello) el recordado teniente general Jesús González del Yerro Martínez, por aquel entonces capitán general de Canarias y jefe del Mando Unificado (creo que así se llamaba exactamente el cargo) promovió desde la Capitanía General y junto con la inestimable colaboración de la Universidad de La Laguna, siendo por aquel entonces rector magnífico de la misma el gomero Gumersindo Trujillo Fernández, los también recordados (y prestigiados) seminarios cívico-militares. Eran otros tiempos y la crisis económica (por un momento) brillaba por su ausencia. Militares, universitarios, periodistas y expertos de las más diversas materias analizaban, debatían sobre variados temas importantes de interés estratégico para nuestro Archipiélago y sus gentes, y sacaban unas conclusiones que aportaban a la sociedad canaria, a modo de serena reflexión y crítica constructiva. Buena falta haría eso en la actualidad.

CÍVICO-MILITARES COSTILLAS CON PAPAS

Salvando las distancias y con todo respeto, un grupo de militares, periodistas y profesionales varios, se reúnen habitualmente en la tertulia cívico-militar promovida desde hace años por el coronel Carlos Ramos Azpiroz, militar (ya en la reserva) y periodista (ya jubilado) que da nombre a la tertulia y que aglutina a los miembros de la misma en agradables y distendidos almuerzos donde, con rigor, respeto y discreción, se tratan temas de la más rabiosa actualidad y del máximo interés. La sede (oficial) está en el restaurante del Real Casino de Tenerife, pero de vez en cuando se hacen "maniobras de combate gastronómicas" en el exterior, como fue, el pasado viernes, en el emblemático restaurante-bodegón Casa Tomás, en El Portezuelo (Tegueste).

CARLOS PALACIOS CON TOMÁS Y VERÍSIMA

En esta ocasión, la tertulia contó con la asistencia, entre otros, de nuestro actual Capitán General, teniente general Carlos Palacio Zaforteza (jefe del Mando de Canarias) y del general Antonio Ciprés Palacín (jefe de su Estado Mayor). El "general" Tomás Galván (capitán general de Casa Tomás) y su esposa Verísima García (jefa de su estado mayor en la cocina), junto con su hijo Víctor (coronel jefe del establecimiento), hicieron los honores en una tradicional comida canaria a base de sus populares costillas con papas y piñas de millo. Se habló de muchos temas (a cuál más interesante) y se llegó a la conclusión (entre otras) de que sería muy bueno intentar retomar el Seminario Cívico-Militar (si la ULL estuviera por la labor) y que las sabrosas garbanzas y las sublimes costillas de Verísima García en Casa Tomás, siguen estando (como siempre) de escándalo. Sin olvidarnos, claro, del buen vino de Tacoronte-Acentejo, siembre bebido moderadamente.

XXI GRAN CAPÍTULO Y COFRADE DE HONOR

Hablando de vino de nuestra tierra y (sobre todo en estas fechas propias de la gripe), recordando la sentencia del artesano zapatero de la lagunera calle de San Antonio, el irrepetible Antonio Rodríguez "El Zapa", cuando dice aquello de "Un vaso de buen vino hace más que una caja de calcio", les comento que, el pasado fin de semana, se celebró (precisamente en La Laguna) el XXI Gran Capítulo de la Cofradía del Vino de Canarias, que actualmente preside Álvaro Requena Venero. En el mismo se entregaron el título y los atributos de miembros "cofrades de honor" al gran cantante lírico Celso Albelo, tenor tinerfeño de fama mundial; al multirresistente José Alberto Díaz Domínguez (actual alcalde lagunero) y al puntal insular Jesús Morales Martínez (consejero de Agricultura, Ganadería y Pesca del Cabildo de Tenerife). Merecido honor por ser los tres grandes defensores y embajadores del vino de Tenerife y Canarias, allá por donde van. Felicidades a la Cofradía, a los tres nuevos cofrades de honor y, como reza el lema (y el brindis) de la Cofradía del Vino de Canarias, "Nunc est bibendum", expresión del poeta romano Horacio que en "cristiano" viene a decir "hora es de beber" o, simplemente, "¡bebamos!" (siempre moderadamente).

CAMBIO DEL BALONCESTO A LA POLÍTICA

El no muy alto, pero sí muy grande, Manuel Gómez Padilla, más cariñosamente conocido como Manolo Gómez, hasta ahora presidente de la Federación Canaria de Baloncesto (FCB) y vicepresidente de la Federación Española (FEB) que preside Jorge Garbajosa, parece que deja los dos cargos para dedicarse (en principio y según dicen) a sus particulares labores profesionales y empresariales. Pero, por otro lado, y desde hace varias semanas, viene oyéndose un "run run" y corriendo un rumor en el sentido de que el bueno de Manolo Gómez podría cambiar el baloncesto por la política, la cancha de la Federación Española y la canaria por la cancha del Ayuntamiento de La Laguna y, para "jugar" en ella, fichar por el Partido Popular.

MANOLO GÓMEZ... ¿FICHARÁ POR EL PP?

Nadie confirma ni desmiente nada al respecto de este insistente rumor, pero me aseguran que, al menos, el PP le ha hecho a Manolo el ofrecimiento de encabezar la lista popular al Ayuntamiento lagunero. Y ya puestos a rematar el rumor con datos complementarios, dicen fuentes dignas de todo crédito (con todas las reservas) que el PP ha descartado ya los nombres de Antonio Alarcó, Ana Zurita y Jacob Afonso para encabezar su lista a la Alcaldía de La Laguna de cara a las próximas elecciones de mayo. Se estarían barajando para esa cabeza de lista, a día de hoy, tres posibles nombres: el mencionado Manuel Gómez Padilla (también miembro de la cofradía de La Sangre); el puntal y actual concejal lagunero Iván González Riverol (también miembro de la Esclavitud del Cristo), y un profesional de la Medicina, Julián González, quien fuera médico del CD Tenerife. Me dicen que los cabezas de lista del PP en municipios de más de 125.000 habitantes los decide Génova, pero yo creo que Madrid está "muy lejos" y no conoce la "INdiosincrasia" lagunera. Aviso.

josecarlosmarrero@elcotarro.com

JOSÉ CARLOS MARRERO