Internacional
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Acuerdo para continuar, con un Real Decreto, la reposición de viviendas en Las Chumberas leer
COREA DEL SUR CORRUPCIÓN

Acusan de manera formal de abuso de poder al expresidente del Supremo surcoreano

Seúl, EFE
11/feb/19 7:54 AM
eldia.es

Seúl, EFE La fiscalía surcoreana acusó hoy formalmente al expresidente del Tribunal Supremo Yang Sung-tae de abuso de poder durante el periodo en que ocupó el cargo entre 2011 y 2017.

La fiscalía acusa a Yang, que presidió el órgano judicial entre 2011 y 2017, y a otros jueces pertenecientes a la Administración Nacional de Tribunales (NCA), el brazo administrativo del Supremo, de influir con su autoridad en decisiones judiciales para favorecer al Gobierno de la expresidenta conservadora Park Geun-hye.

El ministerio fiscal ha acusado formalmente hoy también por ese motivo a dos exjueces del NCA, Park Byong-dae y Ko Young-han, informó la agencia Yonhap.

Sin embargo, no ha pedido prisión preventiva para ninguno de los dos, a diferencia de Yang, de 71 años y que permanece encarcelado desde el pasado 24 de enero ante la sospecha de que podría destruir pruebas en su contra.

Yang (que ha negado todos los cargos), Park y Ko se unen de este modo a Lim Jong-hun, expresidente del NCA que ya estaba acusado formalmente y que permanece en prisión preventiva desde octubre.

Tras ocho meses de investigación, la fiscalía considera que Yang y sus colaboradores orquestaron el retraso de una sentencia del Supremo sobre compensaciones a pagar por parte de la empresa japonesa Nippon Steel & Sumitomo Metal a un grupo de surcoreanos a los que esclavizó durante la II Guerra Mundial.

Con el retraso (el fallo no se hizo público hasta octubre de 2018), Yang aparentemente buscaba hacer ganar tiempo al Gobierno de la expresidenta Park, preocupado entonces por el deterioro de las relaciones con Tokio.

A cambio esperaba un trato de favor por parte de la Administración, recibiendo, por ejemplo, apoyo para crear una nueva corte de apelaciones, una de las principales reivindicaciones de Yang durante su mandato.

La expresidenta Park fue condenada el pasado abril a 24 años de prisión por su rol en el caso de corrupción de la "Rasputina" surcoreana.

Según la sentencia, ella y su amiga Choi Soon-sil, conocida como la "Rasputina", crearon una vasta red de favores a través de la cual extorsionaron a grandes empresas como Samsung, Hyundai o Lotte.

COREA DEL SUR CORRUPCIÓN