Sociedad
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
La caravana de hondureños se lanza al río para esquivar a la Policía de fronteras mejicana leer

"El esfuerzo, factor esencial para vivir dignamente como abogado"

Hace 32 años, Víctor Medina Fernández-Aceytuno llegó a Tenerife para trabajar con su hermano Francisco Cree que el Gobierno ha sido poco receptivo con el turno de oficio.
El Día, S/C de Tenerife
11/jun/18 6:32 AM
Edición impresa

La pasada semana, el letrado Víctor Medina Fernández-Aceytuno recibió la Gran Cruz al Mérito en el servicio de la abogacía española "por los méritos que concurren en su persona". De esa manera, el Consejo General de la Abogacía reconocía la trayectoria de este profesional nacido en Granada y asentado en Santa Cruz de Tenerife, que durante una década (2005-2015) fue decano del Colegio de Abogados.

El reconocimiento se ha hecho a uno de los abogados más prestigiosos de la provincia, socio del bufete Medina&González, y que se ha especializado en el ámbito contencioso-administrativo.

Comenta que "es un gran honor" recibir esa valoración a su actividad "y la contemplo como un reconocimiento no solo a mí, sino a los que me han acompañado en estos años, entre los que cita a sus compañeros en la Junta de Gobierno" del Ilustre Colegio de Abogados de Santa Cruz de Tenerife (Icatf); a los compañeros de despacho, y a la familia, que soporta todas las ausencias".

Reconoce que la labor al frente de dicha institución "quita muchísimo tiempo, unas cuantas horas cada día, pero es algo que asumes y que voluntariamente aceptas cuando te presentas". Y aclara que está muy orgulloso de haber podido representar a miles de "compañeros".

Hace 32 años, cuando terminó sus estudios de Derecho, abandonó su Granada natal para trabajar con su hermano Francisco en el despacho de este en la capital tinerfeña. "Y todavía seguimos juntos", explica.

Coincide con su sucesor en el cargo en el Icatf, José Manuel Niederleytner, en que los tres retos fundamentales para los letrados que empiezan su andadura son la gran competencia profesional, adaptarse a los cambios tecnológicos y respetar el código ético. Víctor Medina añade la importancia de "echarle muchas horas de trabajo y mantener una formación continuada de manera permanente".

¿Y cuál es la clave para tener éxito como abogado durante mucho tiempo? "El factor esencial para vivir dignamente es el esfuerzo, pero como en cualquier faceta de la vida", aclara.

Apunta que "si echas más horas que los demás, las probabilidades de obtener sentencias favorables para los clientes aumentan".

Reconoce que, por su forma de ser, los éxitos profesionales en los juzgados se le olvidan casi al instante, pero "cuando pierdo los juicios, se me quedan grabados a fuego".

A algunos abogados que empiezan les explica que, en la Facultad, cuando suspenden una asignatura, te afecta a ti y te puedes presentar más veces para recuperarla. "Pero cuando pierdes un caso al defender a alguien que ha confiado en ti y te ha pagado por ello... eso es muy duro y una responsabilidad enorme, ya que las consecuencias de tus actos las pagan otros".

Una de las principales demandas del Ilustre Colegio de Abogados de Santa Cruz de Tenerife en los últimos años ha sido la actualización de las remuneraciones de los letrados del turno de oficio.

Sobre este asunto, el exdecano manifiesta que el Gobierno de Canarias sigue siendo "poco receptivo ante las justas demandas de los abogados del turno de oficio.

Además, desde una perspectiva más amplia, manifiesta que "se necesita un Palacio de Justicia que venga a solventar el déficit que padecemos en las estructuras judiciales".

Después de más de tres décadas en la profesión, Víctor Medina señala que "no ha cambiado tanto". Manifiesta que resulta innegable que la evolución tecnológica ha sido muy importante. Indica que, a mediados de los años 80, había que trabajar con unos ordenadores muy básicos y eran muy pocos los despachos que estaban en disposición de un fax. Todavía faltaba una década para que empezara a popularizarse internet. Y no había bases de datos. No obstante, los plazos de respuesta "siguen siendo similares". Apunta que, en la actualidad, con los juicios civiles, "hay más oralidad". En sus inicios como letrado, "todo era por escrito". El exdecano del Colegio de Abogados de Santa Cruz de Tenerife explica que ahora "hay muchísima más normativa en muchísimos ámbitos". Se muestra especialmente orgulloso de un caso en el que defendía a un ayuntamiento de Tenerife contra una resolución del Gobierno canario, "de una extraordinaria complejidad" en materia fiscal. Explica que, "afortunadamente", hubo una sentencia favorable para el consistorio hace más de tres lustros. Consistía en un asunto relacionado con el Fondo Canario de Financiación Municipal y donde se litigaba contra la Consejería de Presidencia del Ejecutivo autónomo. Hace años, cuando era decano, estuvo presente en la entrada y registro al despacho del abogado y empresario Evaristo González, en la zona de La Milagrosa, en La Laguna. Comenta que tal episodio no tuvo nada de extraordinario, ya que "cuando se registra el despacho de un letrado, tiene que estar presente el decano para velar por que no se vulnere el secreto profesional de ese colegiado". Víctor Medina vive con auténtica pasión el fútbol y es aficionado al Real Madrid. Tras la obtención por este equipo de la última Champions, señala que "no me lo creo, no quepo en mí". Dice que "tendrán que pasar muchos años para ser conscientes de lo que estamos viviendo". Tras la travesía del desierto de 32 años, "el triunfo lo vivo segundo a segundo".