Elecciones
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Los líderes de la UE se reunirán el día 25 para decidir sobre el acuerdo del brexit leer

La mayoría absoluta del PP peligra y CC se afianza como llave de gobierno

El sondeo de Metra-Seis refleja una disminución del apoyo al PP paralela al incremento de los votantes del PSOE. Coalición Canaria está cerca de lograr el quinto diputado y la subida de ERC, que alcanza hasta siete escaños, es la principal sorpresa.
COLPISA/EL DÍA, Madrid/Tfe.
22/feb/04 4:32 AM
Edición impresa

El Partido Popular, con una expectativa de voto del 42% y una horquilla de escaños entre 170-176, tiene en peligro su mayoría absoluta, mientras que el PSOE recorta diferencias y se sitúa a 6 puntos, con el 36,2% de los votos y 131-136 diputados, según los resultados del sondeo preelectoral de Metra-Seis, realizado entre los días 6 y 16 del presente mes de febrero, dos semanas antes del inicio de la campaña electoral oficial y a un mes de los comicios generales, previstos para el 14 de marzo próximo. Coalición Canaria, a pesar de que ve reducido el porcentaje de votos con respecto a los que recibió en 2000, podría alcanzar los cinco diputados y, por lo tanto, se consolida como la llave para formar el futuro Gobierno.

La encuesta señala también el posible descenso de CiU, que pasaría de 15 a 11-12 diputados; la espectacular subida de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC), que de 1 pasaría a tener 7-9 diputados; el PNV que podría sumar 1-2 escaños a sus 7 actuales e Izquierda Unida, que tiene 8 y mantiene similares expectativas.

Los datos básicos del sondeo, de 5.200 entrevistas, revelan, en efecto, que el PP parte en vísperas de la campaña con unas expectativas de voto 2,5 puntos por debajo de su resultado en las urnas en marzo de 2000, que fueron del 44,5%, mientras que las del PSOE mejoran en la misma proporción: del 34,1% al 36,2%.

Traducido a escaños, el PP, que cuenta con 183 diputados, podría perder entre 7 y 13 y, lo que es más significativo, su actual hegemonía en el caso de que no lograra los 176 diputados que dan la mayoría absoluta. Por su parte, el PSOE subiría entre 6 y 11 escaños (tiene 125), aunque todavía lejos de representar una auténtica amenaza para el PP, sobre todo si Rodríguez Zapatero cumple su compromiso público de no gobernar si el PSOE no es el partido más votado.

No obstante, todavía queda recorrido hasta el 14 de marzo y este escenario podría alterarse, en alguna medida, tras la "bomba política" de la tregua terrorista de ETA en Cataluña, el 'caso Carod-Rovira', los flecos de la guerra de Irak e, incluso, el desarrollo final de la campaña del candidato del PP a la presidencia del Gobierno, Mariano Rajoy, con o sin -como parece- debate televisivo con el candidato socialista, José Luis Rodríguez Zapatero.

Respecto a IU, el sondeo le concede un ligero repunte respecto a sus resultados de marzo de 2000 -del 5,5% al 5,8%-, pero sin que esto suponga una mejora segura de su actual representación en el Congreso. Sus expectativas de escaños se sitúan entre 7 y 9, frente a los 8 que tiene ahora la formación que encabeza Llamazares.

ERC podría formar grupo

CiU, por su parte, cuenta con unas expectativas de voto a la baja (3,4% frente al 4.2% de los anteriores comicios generales) que le harían perder entre 3 y 4 escaños, quedándose con 11 o 12 frente a los 15 actuales.

Un retroceso capitalizado fundamentalmente por ERC, que de 1 solo escaño podría pasar a 5 ó 7, lo que le permitiría formar grupo parlamentario. El fuerte ascenso de ERC es, sin ninguna duda, unos de los datos más significativos del sondeo, sujeto, no obstante al impacto de la tregua "catalana" de ETA sobre el electorado propio y el del resto de partidos presentes en Cataluña.

Respecto a las otras opciones nacionalistas con presencia en la Cámara Baja, casi todas mantienen o mejoran sus expectativas: el Partido Nacionalista Vasco podría ganar hasta 2 escaños (el sondeo le da entre 7 y 9), beneficiándose de la ausencia de HB y de algunas transferencias de voto desde Eusko Alkartasuna (EA); Coalición Canaria (CC) obtendría entre 4 y 5 escaños, con la posibilidad de formar grupo propio sin necesidad de "préstamos" de otras fuerzas, y el Bloque Nacionalista Galego (BNG) entre 2 y 3. Este último incluido en el gráfico dentro del apartado de otros, al igual que el Partido Andalucista (PA), Iniciativa per Catalunya-Los Verdes (IC-V), EA y la Xunta Aragonesista (CHA).

Tanto el PA como la Xunta Aragonesista podrían perder el escaño obtenido en marzo de 2000, mientras que el de EA parece en estos momentos muy difícil de conservar. El último escaño en juego se lo llevaría Iniciativa per Catalunya, pese a que experimenta un cierto retroceso en sus apoyos.

Creen que ganará el PP

El balance ofrecido por estos datos y estimaciones no hace más que reflejar el 'clima' de opinión existente entre el electorado respecto al resultado final de los comicios del 14 M: el 59% de los españoles consultados cree que el PP ganará las elecciones generales (30,7% sin mayoría absoluta y 28,3% lo contrario) frente a los que creen que ganará el PSOE, que sólo alcanzan al 6,3%. En este capítulo de "creencias" llama también la atención que sólo el 13,9% de los votantes socialistas esperan que su partido gane las elecciones.

Otra cosa son los deseos personales de esos mismos españoles, donde el sondeo muestra prácticamente un "empate técnico" entre los que se declaran partidarios de que gane el PP (31,3%) y los que prefieren una victoria del PSOE (30,5%).

La "credibilidad" electoral del PP, de sus posibilidades de victoria, parece estar, por tanto, muy por encima de las simpatías o el nivel real de apoyo que genera, hoy por hoy, entre el electorado.

Ante la afirmación "por lo que ha demostrado hasta ahora, el PP se merece la confianza de los españoles para gobernar otros cuatro años", el 39,6% se muestra muy o bastante acuerdo, mientras que el 53,3% dice estar poco o nada de acuerdo.

Sin embargo ante la siguiente cuestión: "después de estos años en la oposición, ha llegado el momento de que el PSOE vuelva al gobierno", el 35,2% declara estar muy o bastante acuerdo frente al 54,6 por cierto que está poco o nada de acuerdo.